Al margen del canon

(poemario de David C. Róbinson O.)

Marvín S. García
Quetzaltenango, Guatemala

A lo mejor estar al margen del canon es esa irremediable necesidad de buscarle el sentido profundo a las cosas, a lo mejor, esas ganas de no quedarse callado, a lo mejor estar al margen del canon tiene que ver con la verdadera búsqueda de la felicidad, estar al margen del canon es salirse del status quo, de tomar postura, de asumir el principio de la autonomía del poeta y escribir lo que quiera, a lo mejor estar al margen del canon tiene que ver con el pesimismo como camino para la esperanza, estar al margen del canon puede que sea tener la libertad de saber al servicio de quién poner el trabajo, estar al margen del canon es tener claro que el ejercicio de escribir poesía es también, un ejercicio político que tendrá influencia si la obra aparte de poseer argumentación teórica e intuitiva también posee calidad técnica, a lo mejor estar al margen del canon sea eso, tomarse el tiempo para ver más allá, para interpretar la realidad y para preservarla. Todos o gran parte de los poemas que se han escrito y se escriben y se seguirán escribiendo serán de alguna forma una oportunidad para estar al margen de esta convulsa y cuestionable conducta humana.

Para un poeta directo, sincero y por momentos ácido como David Robinsón, este proceso reflexivo/poético no es para nada una carga, y en Poemas al margen del canon es un ejercicio en el que conectan perfectamente la calidad literaria con el cuestionamiento filosófico, muy al estilo de grandes poetas como el mismo Nicanor Parra o los poetas polacos de la década de los 40.

En un momento muy difícil para la humanidad, la poesía sigue jugando un papel elemental para la subsistencia y para la prolongación de la vida en este planeta, en esta época en donde la saturación de información tiende a provocar confusión, la poesía logra mantener la conciencia de los pueblos, porque salirse del canon también tiene que ver con la búsqueda de mejores alternativas de vida pero también para cuestionar todo. En este espectáculo de la incertidumbre del que somos testigos, Robinson nos ofrece una serie de poemas que Metáfora Editores, pone al alcance de los lectores, en los que el absurdo, el cuestionamiento moral y la filosofía nos pone de frente al espejo que refleja lo que queremos ver versus lo que somos, una provocación a pensar y reaccionar, salir de canon es una invitación que el poeta nos lanza, la poesía es rebelión, la poesía debe ser un grito, una protesta estética, Robinson se ha ganado el derecho de poder salir de canon, tal como él lo menciona, cito textualmente:

«me gané el derecho de gritar un
chucha madre de vez en cuando
de no lustrarme los zapatos
de volver a peinarme como cuando tenía doce años»

Estos días el poeta panameño David Robinson estará en Quetzaltenango,  en uno de sus ya acostumbrados viajes por estas tierras, viene a recordarnos lo valioso que es para un poeta estar en tierras lejanas, viene a reafirmar que lo importante del ejercicio poético debe ser la fraternidad y la esperanza, pero también debe ser un compromiso con lo estético y lo político, estos poemas rebeldes de Robinson son una patada en el pecho para despertarnos y pensar, vaya gesto revolucionario y transgresor en un mundo que está en profundos cambios.